Ratchet and Clank: Una Dimensión Aparte ya está entre nosotros como el gran exclusivo de PS5, con permiso del remake de Demon’s Souls. Un juego que demuestra por qué es solo posible en la nueva generación de Playstation y que marca diferencias desde el primer momento. En este vídeo sin spoilers podréis ver el juego funcionando en modo fidelidad, lo que supone 4K de resolución y 30 fps. Además, también se activó durante la semana el parche día 1 con modo rendimiento que permite aspirar a unos 60fps que le sientan todavía mejor.

Destacar entre los detalles el gran trabajo en el trazado de rayos, sobre todo en elementos metalizados y localizaciones con neones como Ciudad Nefarius. Además, el HDR es de esos que sube la nota del nivel visual del título y una delicia en todo y cada uno de los mundos que visitaremos con Ratchet y con Rivet.

Por otro lado, a nivel técnico es importante destacar el SSD, que permite no tener tiempos de carga en ningún momento y viajar entre planetas a gran velocidad, casi sin pestañear. Si a todo esto añadimos el DualSense con un uso de la vibración espectacular y con muchos matices que nos acompañarán, así como un sonido 3D de primera con los cascos, el resultado es que Una Dimensión Aparte no es solo una aventura intergaláctica de primera a nivel jugable; es un gran ejemplo de lo que la nueva generación es capaz de ofrecer.

Puedes leer nuestro análisis completo aquí.

Fuente: As Meristation